LA REVISTA DIGITAL DEL ATÚN

Quieres formar parte de Atunéate la Revista Digital del Atún, solicita más información en El teléfono 665514755 o en el correo electrónico info@atuneate.com

Dicen que la pasión es un sentimiento vehemente, capaz de dominar la voluntad y perturbar la razón. Un sentimiento que hace que te entregues en cuerpo y alma a descubrir, redescubrir y compartir tu gran pasión. Esa que te cautiva y que, en el caso de quienes formamos parte de esta tripulación de nombre ‘Atunéate’, se centra en el atún rojo salvaje de almadraba.

Un grupo de apasionados de la gastronomía, de esa ligada al valor de un producto sin igual, que fija su proa en conocer y compartir todos y cada uno de los cabos de una travesía milenaria.

Herederos privilegiados, ¿por qué no?, de civilizaciones que vieron en el atún rojo salvaje algo más que una simple herramienta para la supervivencia, sufrimos, para qué negarlo, atunitis. Esa plaga cada día más extendida cuyo principal efecto es la necesidad imperiosa de comer atún rojo.

Una singladura que, como aquellas que están llamadas a dejar huella en quienes la protagonizan, se inicio de forma personal. De la necesidad de compartir con todos (amigos, familiares y conocidos), el inmenso placer que genera degustar un plato de atún rojo, ese que cada año siente la llamada de la naturaleza y nos visita en busca de las cálidas aguas del Mediterráneo.

Afortunadamente, esta apasionante aventura fue ampliando su horizonte de la mano de grandes restauradores, locales, nacionales e internacionales, y amigos para, a través de un sinfín de contenidos, enzalzar los valores de ese bocado único de las almadrabas gaditanas.

Un producto que, además de su insuperable valor gastronómico, tiene otros muchos (cultura, patrimonio, historias, fiestas, etc.) que han dejado una profunda huella en quienes tenemos la gran fortuna de habitar en la frontera del Atlántico y el Mediterráneo.

Tesoros que desde la Revista Digital del Atún hemos y queremos seguir descubriendo junto a ti con contenidos y experiencias que nos llevarán desde las almadrabras hasta los fogones y de estos a las chancas, los vestigios arqueológicos y los innumerables referentes patrimoniales y culturales de este rincón del sur.

Lo lamentamos, pero si ya nos lees, no cabe duda de que ya padeces atunitis.