Costillas de atún rojo en Restaurante El Campero

En una de las últimas visitas que realicé con unos amigos al Restaurante El Campero, me quedé en la zona de su nueva y espléndida barra, y pedimos algunas tapas y raciones para que mis acompañantes pudiesen probar un variado de las exquisiteces a las que nos tiene acostumbrados Pepe Melero.

Desconozco si en anteriores visitas me pasó inadvertido, o era una novedad, pero en esta ocasión la carta mostraba un plato poco habitual para ser atún. Costillas de atún rojo con salsa barbacoa. Ya con la experiencia de más de un trampantojo de atún con aspecto de bombón, tomate o vete tu a saber qué, me esperaba algún corte de atún que pareciese un costillar de ternera y alguna salsa de soja, algo más densa, con un aspecto similar al de la barbacoa, el toque asiático con aspecto americano.

Pero cual fue mi sorpresa cuando en la barra nos sirvieron el plato de costillas, en realidad espinetas de atún, con auténtica salsa barbacoa, a la que le notamos un cierto sabor como de tataki, pero que fuimos incapaces de identificar. Lo más que pudimos sonsacar al personal de El Campero, es que se trataba de una salsa barbacoa “secreta” con aderezo japonés. La espineta se había preparado asada en lugar de a la plancha, lo que mantenía la jugosidad del atún, con especias, que junto a la salsa barbacoa, daba una combinación de sabores entre picantes, especiados y dulces. Como si en lugar de Barbate, nos hubiésemos trasladado al mismísimo Texas.

Hay que decir, que el resultado general estaba para chuparse los dedos. Tanto es así, que acabamos pidiendo una tapa para cada uno.

Foto cedida por: Restaurante El Campero

No hay comentarios

Deja un comentario