Alta gastronomía en formato tapas. Besana Tapas

Besana tapas

Hace unos días acudimos a la llamada de Marío Ríos y Curro Noriega, para conocer su gastorbar. Habíamos coincidido en “Andalucía Sabor” y hubo una buena conexión con ellos. Uno de los principales motivos para montar atunéate era conocer y dar a conocer, aquellos restaurantes que trabajasen con atún rojo de calidad, a lo largo y ancho el territorio nacional, y aunque no podemos conocerlos todos, por ahora, no conocer Besana tapas era un pecado imperdonable.

Cuando visitamos por primera vez un restaurante, nos gusta documentarnos un poco, para hacernos una idea de que nos vamos a encontrar. Y lo que hallamos fue muy prometedor. Ambos chef han recorrido una senda por los mejores restaurantes de España, que culmina con la familia Roca. Este bagaje gastronómico les ha proporcionado un trasfondo y solidez a sus platos muy presente en su carta.

Desde su apertura en 2009, Besana tapas ha obtenido numerosos premios y reconocimientos, de publicaciones tan prestigiosas como la Guía Michelin o la Guía Campsa. En la reciente celebración de Madrid Fusión se situó en el top ten de los 100 mejores restaurantes de tapas de España.

Mario Ríos y Curro Noriega, chefs de Besana tapas

Lo que personalmente me acabó de conquistar es como se definen, un propuesta sin pretensiones de restaurante y sin complejo de bar. Una gastronomía de alta cocina, que lleva el formato tapa, no sólo al plato, sino a la filosofía del restaurante. Mesas pequeñas rodeadas de taburetes, que restan formalidad y suman cercanía a la experiencia, donde la comida es un invitado más en una reunión de amigos.

Ubicado en un callejón de la antigua Judería de Utrera, el encanto del restaurante se va haciendo presente, antes incluso de atravesar sus puertas. En su carta encontramos una interpretación personal de la gastronomía, donde unifican la materia prima de calidad, creatividad y presentación, para obtener pequeñas obras de arte gastronómico, simplemente exquisitas.

Pero no todos son alegrías. Trabajar con productos de temporada, buscando siempre la mejor calidad y la sostenibilidad, es algo muy arraigado en la forma de trabajar de estos chef, lo que nos permite disfrutar de sus creaciones de atún rojo sólo en temporada. Sabiendo de nuestra visita, nos prepararon algunos platos elaborados con atún rojo salvaje, ultracongelado a menos 60º y pudimos comprobar su maestría. Tendremos que esperar al próximo años para poder volver a disfrutarlas. Aún sin ser el atún protagonista en su carta, Besana tapas es, sin duda alguna, un lugar a visitar en cualquier momento.

Nos queda pendiente visitar el local que inauguraron en Sevilla en 2014, la Fábrica de Besana, para obtener la guinda del pastel.

Alta gastronomía en formato tapas. Besana Tapas

Fotos: Atunéate y Besana tapas

No hay comentarios

Deja un comentario