Mini Nigiris de atún en Restaurante Antonio

Tapear al estilo “Antonio”

Sentarse a comer en un restaurante, a la manera tradicional, con el juego completo de cubiertos y vajilla y el camarero tomándote nota, desde el principio, de lo que vas a comer, está bien. Que digo bien, está de fábula y es donde obtienes una experiencia más completa, que suma más que lo puramente gastronómico. Pero, la verdad, es que este tipo de comidas cada vez se reducen más. Por lo general, cuando voy con amigos a algún restaurante, buscamos más la interacción entre nosotros, con un ambiente algo más distendido a la hora de comer y, en lo gastronómico, buscamos la flexibilidad que las tapas y raciones pueden ofrecernos.

En el restaurante Antonio tiene claro que las tendencias cambian, y sin dejar de ofrecernos la experiencia completa, incluyen desde hace algunos años, su conocida carta de “Minis”, pequeñas delicias que podemos degustar solos y opciones para compartir, con el fin de ofrecernos esa opción divertida y desenfadada de la buena cocina.

Dentroa de su carta de tapas y Minis, el restaurante siempre ha tenido muy presente el atún rojo, prueba de ello son los numerosos premios cosechados en la Ruta del Atún de Zahara, pero este año suman el concepto asiático al atún y nos sorprenden con elaboraciones de lo más japonesas.

Uno de los platos que nos ha encantado es el Mini surtido de Nigiris, al más puro estilo japonés, combinando un nigiri de lomo de atún rojo, con toques de erizo. Con un atún firme y un erizo muy sabroso, junto a un nigiri de ventresca con crujiente de alga nori, una opción con más sabor y una textura más untuosa, para finalizar con un gukan de tartar de atún con huevas de trucha. Aunque lo habitual son las huevas de salmón, la trucha, de sabor más atemperado funciona a las mil maravillas con el tartar, sin robarle protagonismo.

Otro respresentante de la comida asiática en la carta del restaurante son los Mini Baos de Atún macerado. Algo similar a un tataki de atún rojo, macerado en soja, con mahonesa de ajos negros, cebolla fresca, copos de nigiri y rúcula, en una pan tremendamente esponjoso y suave. Una delicia digna del paladar más exigente.

Bao de atún rojo en reducción de soja Restaurante Antonio

Como colofón, traemos una bomba de sabor, que cierra distancias entre Cádiz y Japón, uniendo tradiciones. Un adobo de atún tempurizado, con la tradición milenaria de la cocina de Cádiz envuelta en las texturas de oriente. Rico, ligero e imaginativo. Un plato que no puedes dejar de probar.

Tempura de atún en adobo Restaurante Antonio

Aunque nos centremos en el atún, el restaurante Antonio ha preparado esta temporada una gran selección de plato de todo tipo, en su clásico formato “Mini”, que no desmerece un ápice a la cocina más en vanguardia.

[Social_share]

Fotos: Atunéate

No hay comentarios

Deja un comentario